Project-Id-Version: PROJECT VERSION POT-Creation-Date: 2016-03-20 22:10-0500 PO-Revision-Date: 2016-03-21 12:16+0900 Last-Translator: NAME Language-Team: LANGUAGE MIME-Version: 1.0 Content-Type: text/plain; charset=utf-8 Content-Transfer-Encoding: 8bit Plural-Forms: nplurals=2; plural=(n!=1); Language: es X-Generator: Poedit 1.8.7

 

zoom_border

 

zoom_border

 

 

 
Menú
Buscar
Submenú
 

Organización

Mediante la Resolución 4594 de 2018, modificada por la Resolución 07007 de 2018, el Ministerio de Educación estableció el cronograma para la aplicación del Día E.

Desde el año... Ver más

El inicio del año escolar está marcado por las listas de materiales educativos que necesitan los estudiantes para sus clases. Es también, época de alarma para la economía familiar.

... Ver más

El inicio del año escolar está marcado por las listas de materiales educativos que necesitan los estudiantes para sus clases. Es también, época de alarma para la economía familiar.

Uno de... Ver más

Docentes y directivos

Estudiantes con discapacidad

Como es bien sabido, pero no siempre aplicado a cabalidad, todas las personas tienen derecho a la educación, según se pactó en la Declaración de los Derechos Humanos, en 1948 (art. 26).

Algunas personas enfrentan barreras para acceder a la educación, y para que puedan hacer efectivo su derecho, toda la sociedad, no sólo el Estado, debe hacer esfuerzos para que puedan superarlos.

Es el caso de las personas con discapacidad, que según la convención de los derechos de esta población del año 2006, se definen como “aquellas que tengan deficiencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales a largo plazo que, al interactuar con diversas barreras, puedan impedir su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás” (art. 1). En esta convención se pacta el reconocimiento del derecho que tienen a una educación inclusiva, de calidad y gratuita, que incluya lo requerido para su específica deficiencia, tales como braille, lengua de señas, orientación y movilidad (art. 24).

Precisamente por la necesidad de que se asegure el derecho a la educación de esta población, éste se ha incluido en acuerdos entre las naciones del mundo. Es así como, adicionalmente a lo establecido en los pactos mencionados, en la Declaración de los Derechos del Niño, de 1989, se estableció que quienes presenten alguna discapacidad tienen derecho a la educación (art. 23, num. 3), definido en los artículos 28 y 29 de esta declaración.

Previamente, la convención contra la discriminación en la esfera de la enseñanza estableció en 1960 que los Estados debían “adoptar las medidas necesarias, inclusive disposiciones legislativas, para que no se haga discriminación alguna en la admisión de los alumnos en los establecimientos de enseñanza” (art. 3, lit. b).

En 1994, la Declaración de Salamanca hizo énfasis en que los niños con discapacidad deben asistir a la escuela a la que irían si no tuvieran esa discapacidad. Por tanto, deben integrarse en las aulas de educación regular del sector público o privado, reservando sólo para casos excepcionales, tales como los de niños sordos o sordociegos, la educación en escuelas o aulas especiales.

Estableció además que estos niños deben tener acceso a currículos que se adapten a sus necesidades y a recibir apoyo en la educación regular, para lo cual se requiere una gestión educativa que apoye la integración, unos docentes preparados y la cooperación de las familias y la comunidad.

Las escuelas ordinarias, con esta orientación integradora, representan el medio más eficaz para combatir las actitudes discriminatorias, crear comunidades de acogida, construir una sociedad integradora, y lograr la educación para todos.

Atención a los estudiantes con diversos tipos de discapacidad

El Ministerio de Educación desarrolló una guía general para la educación de la población con discapacidad, así como guías específicas para cada uno de los tipos de discapacidad (definidos en el art. 2.3.3.5.1.1.2. del Decreto 1075 de 2015):

  • De tipo sensorial como sordera o hipoacusia, ceguera o baja visión o sordoceguera.
  • De tipo motor.
  • De tipo cognitivo, como Síndrome de Down u otras discapacidades caracterizadas por limitaciones significativas en el desarrollo intelectual y en la conducta adaptativa, o por presentar características que afectan su capacidad de comunicarse y de relacionarse, como el Síndrome de Asperger, el autismo y la Discapacidad múltiple

Por otra parte, publicaciones como ésta, de Unicef ofrecen un marco general para la atención a la población con discapacidad.

Este Sitio

Bienvenido a este sitio web, creado para la comunidad educativa de colegios y jardines privados de Colombia, abierto igualmente a la de otros países, del sector oficial y de la...

Ver más